#10. – B.II. More Precise Characterization of the Relationship between Philosophy and the Other Manifestations of Spirit / B. II. La relación inmediata de la filosofía con las restantes producciones del espíritu

 

NOTA: Entre corchetes […] texto que sólo aparece en versión castellana.

B. II.    More Precise Characterization of the Relationship between Philosophy and the Other Manifestations of Spirit / B. II.  La relación inmediata de la filosofía con las restantes producciones del espíritu

§ 88a  . Our second point concerns the more precise and determinate connection between philosophy and other manifestations of spirit. We are confronted with sciences, art, mythology, religion, politics, etc., whose general connection with philosophy has already been treated. Now we want to look at the difference between philosophy and these other manifestations. We do this by delimiting the concept of philosophy, selecting out the moments which thus become important, and applying them to our own subject matter which is the history of philosophy. In so doing our purpose is to separate off and exclude what does not belong to the subject. /√

 § 88b    Esta segunda relación se refiere a la conexión inmediata y determinada de la filosofía con las demás formas del espíritu. Nos encontramos con las ciencias, el arte, la mitología, la religión, la política, etc., cuya conexión universal con la filosofía ya ha sido aludida. Ahora queremos considerar lo que diferencia a la filosofía de estas formas, en tanto que delimitamos el concepto de filosofía; ponemos de relieve para nosotros los momentos a los cuales conviene y los aplicamos a nuestro objeto, a la historia de la filosofía, para poder separar, excluir, precisamente aquello que no tiene sitio en ella.

§ 89a   . It is easy enough to say that in the history of philosophy only philosophy itself, in the process peculiar to it, is to be considered, and that everything else, such as religion, etc., is to be left to the side. In general that is quite correct. Still we ask: what is philosophy? Much is put under that heading which we must exclude. If we are to look only at the name we should have to include much that has nothing to do with the concept of philosophy. As for religion, we can also say in general that we have to leave it to one side. In history, however, religion and philosophy have frequently been both connected with each other and in conflict with each other – in the Greek as well as in the Christian era – and their opposition constitutes a very definite moment in the history of philosophy. Properly speaking, then, philosophy only seems to leave religion aside. Historically speaking neither has allowed the other to go untouched; nor must we do so either. √

§ 89b    Es fácil decir que en la historia de la filosofía sólo se ha de considerar la filosofía misma en su propio progreso y dejar de lado todo lo demás, religión, arte, etc. En general esto es enteramente cierto. Pero nosotros preguntamos: ¿Qué es filosofía? Se han incluido en ella muchas cosas que nosotros tenemos que excluir. Si nos atenemos solamente al nombre, entonces tendremos que dar entrada a muchas cosas que nada tienen que ver con el concepto de filosofía. En cuanto a la religión, se puede decir, en general, que la dejamos de lado. Pero en la historia, la filosofía y la religión frecuentemente marchan unidas y también frecuentemente entran en conflicto una con otra, tanto en la época griega como en la cristiana; y su contraste constituye un momento muy determinado en la historia de la filosofía. Que la filosofía deje de lado a la religión es, por tanto, propiamente sólo una apariencia. Ellas no han quedado intactas en la historia de la filosofía; por lo tanto, nosotros tampoco las dejamos. √

§ 90  . In our investigation we want to look first at the sciences, or at scientific culture as such. After that we must look at religion and particularly at the more precise relationship between philosophy and religion. This relationship must be looked at openly, directly, and honestly; one must not give the impression of wanting to leave religion untouched. To give this impression is to attempt simply to hide the fact that philosophy has been opposed to religion. Religion – which is to say the theologians – pretends to ignore philosophy, in order not to be troubled in its own arbitrary reasonings.√ Lo primero que nosotros queremos considerar aquí son las ciencias, o la cultura científica en general; lo segundo es la religión y, especialmente, la relación directa entre la filosofía y la religión. La consideración de esa relación tiene que hacerse clara, directa y honradamente; y no se debe dar la apariencia de que se quisiera dejar la religión intacta. Esta apariencia no es otra cosa, que se quiere ocultar, que la filosofía se ha dirigido contra la religión. La religión, es decir, los teólogos, hacen, sin duda, como si ignoraran la filosofía, pero solamente para no avergonzarse de sus razonamientos arbitrarios.√

[La otra cuestión que nosotros tenemos que considerar aquí es que separamos de la filosofía los aspectos particulares con los cuales es afín la historia de la filosofía, es decir, que nosotros fijamos la filosofía en sus diferencias de aquellas ramas que son directamente afines con ella, y con las cuales, por tanto, puede ser confundida. Es principalmente esta afinidad por la que fácilmente se puede caer en confusión en la manera de proceder de la historia de la filosofía; porque esta afinidad es muy próxima. Por consiguiente, se debe atender en alto grado a aquello que la filosofía es.]

[Se puede querer aceptar la posesión de la cultura y más directamente la formación científica en general, porque ésta tiene de común con la filosofía la forma, es decir, el pensar, la forma de la universalidad. Pero principalmente es la religión la que está en afinidad inmediata con la filosofía, y, del mismo modo, con la mitología. Se dice que en las mitologías de los pueblos están contenidos diversos filosofemas; por eso han de examinarse en la historia de la filosofía.]

[Además, dentro de la misma religión existen pensamientos, y, sin embargo, como tales tenemos que dejarlos de lado; finalmente, se manifiesta ya en la religión cristiana lo especulativo como tal. Si se quiere aceptar en la historia de la filosofía todas estas formas, entonces su materia se haría infinita. Ahora en la división no podemos atenernos a lo meramente histórico, al nombre de filosofía, porque entonces todas estas materias, mitología, filosofía popular, etc., pertenecerían a la historia de la filosofía. Aun hoy en Inglaterra llaman a los instrumentos físicos instrumentos filosóficos y a los físicos les llaman filósofos. Por tanto el nombre se muestra como insuficiente.]

[Hay tres formas según las cuales podemos efectuar esta separación. La primera es la que se refiere principalmente a la cultura científica; éstos son los comienzos del pensar racional sobre las cosas naturales y espirituales; pero estos comienzos aún no son filosofía. La segunda forma es la religión; precisamente esta región es aquí, por eso, de interés más inmediato, porque la filosofía se relaciona esencialmente, aunque frecuentemente de una manera hostil, en parte con la mitología y en parte con la religión. La tercera forma es el filosofar razonador; aquí viene al caso la mayor parte de lo que se llamó antes metafísica racional. Con la consideración de estos aspectos se pondrá de relieve un pensar, cuyas determinaciones le pertenecen, que se refiere a la filosofía.]

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: